Así es la recuperación del portero del Chapecoense

A Jackson Follmann, el portero del Chapecoense que sobrevivió a la tragedia aérea del equipo, la vida le dio una segunda oportunidad. Aunque le fue amputada la pierna derecha tras el accidente en el que falleció la mayoría de sus compañeros -además de directivos del club, periodistas y la mayoría de la tripulación-, su objetivo no es solo volver a caminar, sino llegar a ser.... atleta paralímpico.

De momento ha abandonado la silla de ruedas y ha empezado a caminar con un andador y una pierna biónica, a la que empieza a adaptarse en sesiones que lleva a cabo en el Instituto de Prótese e Órtese de Sao Paulo. El arquero ha subido varias fotos a su cuenta de Instagram. 

jack 1

"Voy a tratar de familiarizarme con mi nuevo cuerpo y espero adaptarme rápido. Voy a practicar para lograr una mayor seguridad. Quién sabe si pueda estar en unos Juegos Paralímpicos de aquí a unos años. Hay muchas cosas que quiero hacer y, en primer lugar, voy a aprender todo sobre mi nueva condición", ha dicho al portal Veja.

Además de la amputación por debajo de la rodilla derecha, tuvo que ser operado del tobillo izquierdo. Cuando regresó a Chapecó, hizo amistad con Renato Leite, un jugador de voleibol paralímpico que, conmovido por la historia de Follmann, empezó a visitarle para motivarlo. "He hecho buena amistad con Renato. Tengo curiosidad por saber cuáles son las opciones para las personas con prótesis. Pero ahora es el momento de recuperar", agregó.

jack 3

La prótesis requiere mucha fisioterapia para recuperar el uso de la extremidad amputada. Follmann mejora cada día, pero en opinión de los médicos necesitará al menos un año para adaptarse por completo a su nueva vida.

Convertirse en atleta paralímpico no será nada fácil. "Desde el punto de vista físico o motor, sólo lo beneficiaría si volviera a su propio deporte, que no es el caso, porque no hay competencia de fútbol para amputados en los Juegos Olímpicos", explicó Ireneo Loturco Filho, director del Centro de Alto Rendimiento de Sao Paulo. Según el especialista, un adulto deportista tarda entre dos y tres años para correr de forma natural con la prótesis. 

jack 2

Ciro Winckler, coordinador de ciencia del deporte del Comité Paralímpico Brasileño, dijo a Veja que Follmann "tiene buen perfil para la natación. Pero para llegar a alto nivel necesitaría diez años de entrenamiento. Podría practicar voleibol, porque tiene habilidad con la pelota".

Días atrás había dicho al portal Globo: "Las personas no deben sentir pena. Tienen que mirarme siempre sonriendo. Quiero añadir algo en la vida de las personas".