BRASIL, A POR 30 MEDALLAS EN RIO

Brasil, a por 30 medallas en Rio

Brasil presentará en los Juegos de Rio la mayor delegación de su historia olímpica. 465 atletas, de los que solo el 28% ha participado en ediciones anteriores. Además de Neymar Jr., ¿conoces a sus estrellas?

El país anfitrión envió a Londres a 247 atletas. En Rio casi duplica esa cifra.

La saltadora de pértiga Fabiana Murer, la futbolista Marta, el futbolista Neymar Jr., el gimnasta Arthur Zanetti, la yudoka Sarah Menezes, el nadador Bruno Fratus, la nadadora Ana Marcela Cunha, el regatista de clase Laser Robert Scheidt (5 medallas -dos de oro- en cinco Juegos), el jugador de volei-playa Alison, la jugadora de volei-playa Larissa, y el equipo femenino de voleibol -liderado por FabianaNatália- son algunos de los atletas brasileños más destacados de la cita olímpica. Sobre ellos recaerán las miradas de la torcida

descarga (2)

Puedes conocer a todos los atletas pinchando aquí.

Las naciones anfitrionas tradicionalmente registran un aumento en la cosecha de medallas respecto a Juegos anteriores. China ganó 63 medallas en Atenas'04, pero llegó a 100 en Beijing. Brasil aspira a superar el medallero de Londres'12, donde obtuvo 3 oros (yudo femenino, gimnasia masculina y voleibol femenino), 5 platas y 9 bronces (17). Los pronósticos más optimistas apuntan a la cifra de entre 27 y 30 medallas.  No obstante, el site Olympic Medals Predictions, a partir de resultados, solo les adjudica trece.

Además de los deportes en los que tradicionalmente es competitivo -voleibol, volei playa, vela, natación, fútbol y atletismo-, aspiran a mejorar en otras disciplinas, como canoa, boxeo o gimnasia. El objetivo: finalizar entre los diez primeros en el medallero general. En Londres, finalizó décimocuarto empatado con España, con 17 medallas.

Entre las ausencias más destacadas, la de César Cielo.

El abanderado en Londres fue el jinete Rodrigo Pessoa. Ya se sabe que encabezará la delegación en el desfile del día la pentatleta Yane Marques

Yane_Marques_2007 2

Pero la gran incógnita no se desvelará hasta el mismo día de la inauguración: ¿Quién encenderá el pebetero?