Los secretos del volante

Gracias a él, el bádminton es un deporte tan especial... y tan espectacular.  Su comportamiento aerodinámico y su estabilidad en el aire fueron estudiados para diseñar el vehículo espacial SpaceShipOne y su vuelo de reentrada a la atmósfera. El volante guarda secretos. ¿Quieres conocerlos?

El volante o pluma tiene una forma cónica abierta, formada por plumas insertadas alrededor de una base de corcho semiesférica, cubierto de una capa delgada de cuero. Su forma lo hace muy aerodinámico, y a pesar de la orientación inicial al golpearlo, enseguida se gira situándose el corcho por delante. 

El volante puede estar fabricado con materiales naturales y/o sintéticos.

badminton-511484_960_720

Volante de pluma natural:

- Debe tener dieciséis plumas fijadas a la base.

- Las plumas deben tener una longitud uniforme de entre de 62 a 70 mm, desde la punta hasta el final de la base.

- Las puntas de las plumas deben formar un círculo de 58 a 68 mm. de diámetro.

- Las plumas deben estar aseguradas firmemente con hilo u otro material apropiado.

- La base debe tener de 25 a 28 mm. de diámetro y final redondeado.

- El volante debe pesar de 4,74 a 5,50 gramos.

badminton 550

 

Las plumas son frágiles y se rompen fácilmente, por lo que en un partido de alto nivel es normal usar varios. Por esta razón también existen volantes sintéticos o de plástico, de más durabilidad. El plástico utilizado para este tipo de volantes es el nylon. Sin embargo, el tacto y el control sobre estos es mucho menor, por lo que a nivel principiante se utilizan los volantes de nylon, mientras que los de plumas se utilizan para un nivel más avanzado.

Carolina_Marin1_2334855g

Volante de pluma sintética:

- La falda, o simulación de las plumas en materiales sintéticos, reemplaza a las plumas naturales.

- La base es la misma que el volante de pluma natural.

- Las medidas y el peso deben ser las mismas que el volante de pluma natural. Sin embargo, dada la diferencia del peso específico y el comportamiento de los materiales sintéticos en comparación con los de plumas, una variación de hasta el 10% es aceptable.

- Con tal de que no haya variación en el diseño general, velocidad y vuelo del volante, se pueden modificar las especificaciones anteriores en lugares donde las condiciones atmosféricas -debido a la altitud o el clima- hacen que el volante normal no sea apropiado.

badminton-1019104_960_720

Para probar un volante, se emplea un golpe de mano baja, que hace contacto con el volante encima de la línea de fondo. El volante debe golpearse en ángulo ascendente y en dirección paralela a las líneas laterales. Un volante de velocidad correcta debe caer a no menos de 530 mm. y no más de 990 mm. de la línea de fondo opuesta.

(Fuente: Reglas del juego. Federación Española de bádminton)